Problema con la compañía de la alarma

security-systems-156149_1280

Hace un par de meses decidimos poner una alarma en casa. Yo ya había sido cliente de otra compañía, llamémosla S, en otra vivienda y la experiencia fue “regulera”. Había pedido presupuestos a varias compañías y me quedé con la que, a priori, consideré técnicamente mejor, ademas de porque parecía una empresa seria y famosa en el sector. Llamémosla P. Os ahorraré los detalles.

Se firma el contrato, todo parece en orden. A posteriori me doy cuenta de que uno de los sensores no era con cámara, a pesar de especificar claramente que los quería todos así. Llamo por teléfono a la chica (futura jefa de mi pareja), y supuestamente lo soluciona. Pero el día de la instalación, con mucho secretísimo, me dicen que les ha sido imposible y me tienen que cobrar la diferencia, y a cambio me regalarían un mando adicional para accionar la alarma. Sinceramente, no tenía tiempo para eso, y a fin de cuentas tendría que comprar el mando igualmente, así que accedí.

Pasan casi dos semanas, no llega el mando, y después de varias llamadas al comercial y al técnico, me dicen que no hay mando. Era una mentira, me habían engañado, abusado de mi buena fe, y sobre todo, de mi falta de tiempo.

Burofax al canto con desistimiento de contrato y devolución de todos los recibos. Fin del problema.

Para mitigar la situación, “la chica” me propone contratar a mi pareja como comercial y la convencen, en contra de mi consejo, que contrate la alarma, pues tiene un 35% de descuento por ser empleada. Además le regalarían el mando adicional que estuvimos esperando la primera vez.

Pasan los dias, el mando no llega, las aplicaciones móviles para accionar la alarma no funcionan, no nos llaman cuando se produce un salto, es decir, la alarma parece muerta. Al mismo tiempo el ambiente de trabajo para mi pareja se empieza a enrarecer y lo que antes eran risas y felicidad se transforman en vacío. Además la culpan a ella, que lleva apenas dos semanas en el puesto y en formación, de los malos números de la delegación. Estaba claro, la habían contratado porque su jefa no llegaba a objetivos al “caerse” el contrato de mi alarma y pretendían despedirla a la primera de cambio. De hecho así fue, y os hablo de su despido en otro artículo: Despido Inminente.

Pasan casi dos meses, por fin llega el mando, y tras muchísimas llamadas al servicio técnico, comienza a funcionar la aplicación móvil. También arreglan la incidencia por la que no se nos comunicaba los saltos de alarma. Bien por P, tarde y bajo la amenaza de baja por incumplimiento de contrato, pero lo arreglaron.

Al poco la alarma dejó de funcionar. Llamamos al servicio técnico y nos dieron cita para una semana, incumpliendo su información comercial de servicio técnico 24 horas. El proceso se acorta un par de días de los previstos inicialmente, viene el técnico, cambia el sensor que estaba fallando y la alarma queda operativa otra vez. Esta situación duraría un par de días, pues volvieron a fallar, además de este, varios detectores mas, dándonos cita, otra vez, para la semana siguiente.

Este fue el detonante por el que decidimos dar de baja la alarma y contratáramos los servicios con otra compañía, en este caso la llamaremos T. Por ahora estamos bastante contentos con el servicio.

Ya os podeis imaginar, al llamar para dar de baja la alarma nos amenazaron con llevarnos a juicio, matar a nuestro perro e incendiar nuestra casa (estas dos últimas cosas las digo en broma). Estaba decidido y la verdad es que a estas alturas, que me amenacen con una demanda…

Resulta que no nos pueden dar de baja la alarma porque hay unos recibos impagados. ¿Os acordáis que devolví los recibos? Pues ahora se los están reclamando a mi pareja. Situación harto hilarante, pues en caso de existir un deudor, sería yo y no ella. En fin, esto no hay por donde cogerlo y no pienso gastar un segundo mas en reclamarles.

Al día siguiente de cambiar la alarma, mi pareja fue despedida. ¿Coincidencia?

Y nada mas amigos, estamos a la espera de que P se digne a ponerme un monitorio, incluirme en algún fichero de solvencia (lo que sinceramente estoy deseando que hagan), o mandarme a una cuadrilla de rusos a partirme las piernas (es broma). Ya os iré contando.

Juan.

ACTUALIZACIÓN 1/6/2017

Por fin ha llegado el requerimiento de pago de P. Ya os podéis imaginar: bla bla bla, si no paga ejerceremos acciones legales. Empieza el juego!!. Os iré informando.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *